El Consejo de Administración del Real Jaén ha decidido por unanimidad de sus miembros no aceptar la dimisión del consejero delegado y, por tanto, ratificarlo en su cargo.